COMENZO LA INSTALACION DE TECNOLOGIA PARA QUE DIEZ AERODROMOS DEL PAÍS PUEDAN OPERAR DE NOCHE

El aeródromo de General Villegas podrá recibir desde hoy vuelos sanitarios y de emergencia en horario nocturno, tras la instalación de un nuevo sistema de balizamiento y es el primero de una serie de diez aeródromos en los cuales se instalarán estos equipos desarrollados por la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) en conjunto con FAdeA.

Según el informe suministrado por el Ministerio de Transporte, la instalación de los nuevos equipos permitirá, además, el desarrollo de las escuelas de instrucción de pilotos y le sumará seguridad a todo el sistema aerocomercial y aeronáutico.

La puesta en marcha del nuevo equipo en General Villegas, contó con la presencia del ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, quien estuvo acompañado por el Administrador de la ANAC, Tomás Insausti.

El programa de instalación de estos equipos busca proveer del sistema de balizamiento a diferentes aeródromos del país lo que redunda en brindar mayor seguridad operacional en la aviación civil al contar con más pistas balizadas en la Argentina.

También busca fomentar el crecimiento de los aeroclubes incrementando su capacidad al tiempo que resulta una nueva herramienta para abaratar y promover la carrera de piloto comercial que requiere vuelo nocturno. Asimismo, los aeródromos balizados podrán prestar más servicios para realizar evacuaciones sanitarias ya que se van a poder hacer nocturnas en caso de ser necesario.

“Esta es una gran noticia para General Villegas, pero trasciende a la localidad porque el mundo de los aeródromos es la base de todo el sistema aerocomercial. Hace mucho tiempo que nadie atiende las necesidades de este sector fundamental para la Revolución de los Aviones. Esto va a sumar capacidad, más horas de vuelo y más seguridad; y todo gracias a trabajo argentino y producción nacional”, señaló Dietrich.

A su vez Insausti remarcó que “la importancia de esta obra, es su función social, ya que permitirá realizar, en caso de emergencia, evacuaciones sanitarias aéreas” y destacó la importancia del trabajo conjunto, porque “cuando los argentinos nos unimos, es cuando se logran las mejores cosas. Hicimos el proyecto en tiempo récord, atendiendo las necesidades reales de los aeródromos. Fue creado, ideado y pensando con un gran aporte técnico de trabajo argentino y ejecutado en tiempo y forma”.

Los trabajos en General Villegas, que contaron con el apoyo del Municipio, requirieron de un total de 97 balizas con la instalación de más de 3000 mts de cable en 2 circuitos para balizar completamente la pista y calle de rodaje.