INVESTIGAN PERJUICIO CONTRA AEROLÍNEAS ARGENTINAS POR 9,6 MILLONES DE DÓLARES

La gestión anterior de Aerolíneas Argentinas concretó un acuerdo con el Banco Galicia, que le podría ocasionar un perjuicio a la empresa de 9,6 millones de dólares, según confirmó a Télam el vicepresidente de la compañía, Gustavo Lipovich.

Lipovich explicó que “revisando todo lo que teníamos en Aerolíneas tras el cambio de gestión, nos encontramos conque había un contrato con el Banco Galicia, con características que nos llamaron mucho la atención, lo que motivó una auditoría interna de la gestión realizada por el anterior gerente, Máximo Amadeo, durante la gestión de Luis Malvido y de Guillermo Dietrich”.

“Allí descubrimos que en abril del 2019 se había acordado con el banco Galicia un convenio, que entraba en vigencia en el mes de agosto, mediante el cual Aerolíneas le vendía millas al banco para que éste las utilizase en su programa Quiero”, detalló Lipovich.

Agregó que al analizar el acuerdo descubrieron que “Aerolíneas, justo antes del inicio del acuerdo, bajó el precio de venta de las millas un 30 por ciento, pero, además, el banco por su cuenta implementó una promoción de 2 x 1, para sus usuarios Quiero y de 3 x 1 para sus empleados, pero esas millas extras otorgadas por el banco, no eran facturadas por Aerolíneas”.

“Esto significaba -dijo- que Aerolíneas cobraba por una milla, incluso con el 30 por ciento de descuento, pero en realidad entregaba dos o tres, según el caso, con lo cual estaba cobrando un tercio del valor de la milla”.

Detalló Lipovich que “si tenemos en cuenta que los usuarios de millas utilizan promedio el 77 por ciento de las millas acumuladas, esto significa un perjuicio probable para la empresa, si se registra este promedio, de 9,6 millones de dólares”.

En ese sentido indicó que se entregó al banco “unos 2397 millones de unidades de millas, mientras que lo que pago la entidad fueron 1132 millones de unidades y ese excedente no fue facturado por Aerolíneas”.

“Pero también descubrimos -puntualizó Lipovich- que teniendo en cuenta que en agosto hubo una devaluación, se le facturaba al banco con fechas cortas, para evitar que el Galicia tuviese que abonar el ajuste y esa facturación la realizaba una empleada que había ingresado a la empresa en el 2019, después de haber sido empleada del Banco Galicia durante 20 años”.

Afirmó finalmente que “estamos en estos momentos investigando si esta persona actuó por su cuenta o con el aval de las autoridades, así como también recabando toda la información por medio de nuestro sistema de auditoría, para luego dar traslado a los organismos públicos de control para que analicen las acciones a seguir”.

Feb, 19-2020